jueves, 11 de junio de 2015

Semana 19, vivir en un ¡ay!

Si estar embarazada puede resultar agotador para el cuerpo, no entiendo cómo lo aguanta la gente que no lo desea. Y que no lo desea mucho. Porque yo padezco ciertas cosas, pero siempre pienso en el motivo y eso me hace relajarme, pero si no fuera así... ¿cómo lo hacen?

Cumplimos 19 semanas. MiniPeque cada vez es menos "mini", porque ahora está tamaño mango grande. Dice babycenter que mide un poco más de 15 cms, que los brazos y las piernecitas están perfectamente proporcionadas y que ¡le está creciendo el pelo!

Lo que más me flipa de esta semana es que el cerebro trabaja a toda castaña desarrollando los sentidos. Dicen que el oído ya lo tiene apuntaladete y que reconoce la voz de la mami... ay que me desmayo del amor.



Ahora, en la sección de quejas... esta semana estoy sorda porque tengo ambos oídos tapados, la médico sospecha que es culpa de la alergia que tengo hace meses y que -por supuesto- no me he tratado con nada. Tanta mucosidad e irritación ha pasado factura. Y no me pudieron sacar los tapones que tengo porque primero hay que pasarse unos días con un líquido... en fin, que me quedan varios días así. Y la segunda... fui a que me miraran también la pierna. La doctora me dijo, en dos platos, que me jodo. No dijo eso, pero ese es mi resumen, porque me dijo que al estar embarazada era poco tirando a nada lo que podía hacerme/recetarme el neurólogo. Que si empeoraba, volviera. Punto pelota.

La verdad que me cansa estar en este ¡ay! constante, pero también entiendo que debe ser normal por el tute que le da este proceso al cuerpo.

En fin, ahora ataca'íta cada día más porque el tiempo es chicloso y aún me quedan más de dos semanas para la eco de las 20 semanas (que en realidad me la hacen a finales de la 21) y bueno, con el miedillo que da pasarse tantas semanas sin ecos, pero cada día menos estresada... casi casi en el ecuador.

Qué fuerte.




10 comentarios:

  1. Los achaques del embarazo son así pero yo los sufría hasta contenta. No me entiendas mal, ponerte a vomitar por la calle como si no hubiera un mañana no es gracioso, pero a la postre te sienta mejor vomitar por estar embarazada que por tener una gastritis :D.

    Y lo de los medicamentos... es que desgraciadamente es lo que hay. Yo con las migrañas no paré hasta encontrar un médico que me recetó los triptanes pero después de tomarlos, lo perdí. Realmente no se si fueron los triptanes, si fue porque el bebé no venía bien, si fue porque tenía que pasar.... El caso es que no me lo quito de la cabeza y estoy desintoxicandome el cuerpo a base de bien antes de volver a quedarme embarazada. Si me volviera a pasar (que espero que no) que no me quede la duda de si fue por un medicamento tomado a destiempo :(.

    Un abrazo y mucha suerte en la siguiente eco!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo aguanto sin medicamentos precisamente por eso que dices, es que prefiero estar tranquila -aunque jodida-. Excepcionalmente me he tomado un paracetamol, pero habrán sido dos o tres en casi cinco meses. Lo de los triptanes, ayyyy, ni idea, no creo que haya sido eso pero seguro que si te hace sentir mejor estar desintoxicada, le vendrá perfecto al bebé que venga. Gracias por tu comentario, un abrazo fuerte

      Eliminar
  2. Buffff... Es que si de normal ya tenemos nuestras cosillas pues ya con el trabajo extra de estar embarazada, apaga y vámonos! En fin, espero que esos pequeños achaques no vayan a más... Lo de los tapones en realidad mola, ya veras que gustazo cuando te los saquen! Yo soy fija cada septiembre, tengo los agujeros pequeños y la cera no sale así que se acumula y mas o menos cada año tengo que ir a que me los desatasquen!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, lo tuyo es optimismo y lo demás son tonterías. La verdad es que da gusto, sí, cuando te libras de ellos :)

      Eliminar
  3. Normal que te quejes, si te ha pasado de todo! Espero que esa sordera se pase rápido !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Solucionado! Uf, menos mal porque vaya semana...

      Eliminar
  4. Aixx guapísima! Estoy contigo en eso de que menos mal que lo deseamos con todas nuestras fuerzas, que pensamos en nuestro precioso deseo que tiene que nacer, pero si, yo como tu llevo un embarazo que tela, entre el primer trimestre desastroso de nauseas, vómitos y malestar general, y ahora la neumonía en el segundo trimestre, parece que ahora viene la calma, espero que dure. Tomátelo con filosofía y calma y como tú dices pensando en la vida que ya hemos creado! Tú mango, yo papaya! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo ganas de entrar en una etapa de esas que dicen de "todo es maravilloso", jejejeje, no era así el 2o trimestre?

      Eliminar
  5. Pero si estás en el ecuador ya!!!QUÉ ALEGRÍA! Pese a las adversidades y las molestias, al final es lo que cuenta, no? Yo también me pienso hasta tomarme un paracetamol, y hay días que son perros de dolor de cabeza que tengo, incluso una rantidina para las molestias gastrointestinales. pero que todo esto vaya adelante, es lo que cuenta!!!! ánimo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hoy la auxiliar de enfermería del otorrino me dijo: ay las mamás embarazadas... que lo aguantáis todo... XD

      Eliminar